Will Wright

Will WrightWill WrightWill Wright es, sin duda, uno de los pilares del diseño moderno de videojuegos. Y todo su logro lo ha conseguido sobre una sola base: SimCity. Desde el primer SimCity que vio la luz a finales de los 80 hasta Spore, Will Wright se merece un sitio importante entre los diseñadores más decisivos de la historia. De hecho, su fijación en la industria popular le ha llevado a crear el juego más vendido de la historia, la saga Los Sims.

Wright empezó con un juego llamado Raid on Bungling Bay en 1984, pero es por SimCity por lo que es más conocido – definiendo el género de la simulación desde principio a fin. Wright ha crecido ligado a Maxis, una compañía que él mismo ayudó a crear, durante años, y el éxito de sus ambiciosos pero también accesibles juegos le ha permitido continuar creando juegos de forma libre, con experiencias más abiertas que lineales, en lo que sería el sueño de muchos desarrolladores.

La popularidad de Los Sims inspiró a Wright a crear Spore – un juego que simula el desarrollo desde una simple célula hasta crear una galaxia – algo que parecía imposible hasta que fue una realidad en 2008, con éxito comercial y críticas muy positivas.

Como él mismo dice, “cuando le das a alguien un juguete como sistema, le das una nueva perspectiva con él. Lo ven como algo dinámico, orgánico. Cuando vives en el mundo real, no notas los cambios del día a día, pero cuando puedes acelerar el sistema hasta 50 años o más, ves los cambios claramente. Y ganas una nueva perspectiva”.

Y así es, la perspectiva que trajo Wright a la mesa con SimCity todavía perdura, enseñando lecciones de simulación de las cuales incluso el mundo real debería aprender.

Con un Sim, frente a frenteCon un Sim, frente a frente

Additional information