Tiger R-Zone

Características

  • Fabricante: Tiger
  • Procesador: NA
  • Formato: Cartuchos
  • Librería de juegos: Unos 25.
  • Precio Original: 30$
  • Ventas: NA

Tiger R-Zone X.P.G.Tiger R-Zone X.P.G. 

Historia

La R-Zone, de Tiger, fue una consola portátil aparecida en 1995 que originalmente se ponía en una cinta en la cabeza (en serio) y más tarde sería una portátil con un formato más habitual. No fue una consola exitosa y estuvo en producción un tiempo muy limitado, y aunque no estuviese pensada para competir contra las portátiles más populares del momento (como la Game Boy) representa la primera entrada de Tiger con cartuchos intercambiables.

Pongámonos en contexto. En 1995, Nintendo estaba experimentando con el que se convertiría en uno de sus grandes fiascos comerciales, la Virtual Boy. Tiger intentó capitalizar la expectación que generó la Virtual Boy con la R-Zone, un sistema de juego basado en LCD que usaba también el tan característico color rojo, proyectando en este caso las imágenes sobre un espejo que se ponía delante del ojo del jugador. En el vídeo siguiente lo entenderéis mejor. El sistema era obviamente incómodo y el mando era todavía peor; allí es dónde se ponían las pilas. El cartucho – que incluía la pantalla LCD – se insertaba en la parte de la cabeza y el resto era intentar jugarlo. Quizás se podía esperar poco más de un sistema que costaba menos de 30 dólares, pero los anuncios eran bastante engañosos respecto a la realidad.

Los juegos de la R-Zone son del estilo típico de los juegos LCD, bastante limitados en cuanto a posibilidades. De hecho, su sistema de juego es bastante peor que los de las Game & Watch, que salieron 15 años antes. Los sonidos consisten en simples Beeps, algo que también deja bastante que desear.

Lo que siguió a la historia de la primera R-Zone fue el fracaso de la Virtual Boy y el consiguiente distanciamiento del concepto por parte de Tiger. Así, Tiger lanzó una nueva versión completamente distinta, esta vez mucho más parecida a una portátil real, con la diferencia de su pantalla, que es un espejo que sobresale por la parte trasera. Es la llamada X.P.G., o Xtreme Pocket Game, aparecida en 1997 y que usaba los mismos cartuchos y que, coincidiendo prácticamente con la llegada de la Game Boy Color, quedó relegada a lo más oscuro de los cajones de la historia de las consolas.

Cartucho de la R-ZoneCartucho de la R-Zone 

Innovaciones / Curiosidades

  • No es que sea una gran innovación, pero el sistema de proyección es curioso, por lo menos. La pantalla LCD se incluye en el cartucho, la luz se proyecta a través del mismo y llega a un espejo que nos refleja la imagen.
  • Para Tiger, fue el primer sistema con cartuchos intercambiables. El siguiente y último sería la Game.com.

 

Killer Games

Voy a ser un poco Killer yo mismo. Tiger tenía la suerte de gozar de licencia para usar muchas de las franquicias del momento. Los juegos son prácticamente todos iguales en mecánica – avanzar, golpear, avanzar – pero la temática y los títulos varían. Aún con eso, entre sus juegos se cuentan Star Wars, Jurassic Park, Virtua Fighter, Mortal Kombat o el que os enseñaré a continuación, Batman:

 

Jugabilidad en el presente

Ni os atreváis a intentarlo. Lo digo en serio, cualquier Game & Watch le da mil vueltas a la R-Zone. Curiosidad histórica, poco más.

 

En mi colección

La R-Zone de mi colección la estrené yo, puesto que estaba nueva en su blíster. Para poner las pilas hace falta sacar cuatro tornillos, y la experiencia de jugarla es algo que no olvidaré fácilmente. Es un sistema relativamente raro pero no precisamente caro; y es que no me extraña.

R-Zone en su blísterR-Zone en su blíster

 

Additional information